Aucas ganó 1-0 a Barcelona en la final de ida disputada en Guayaquil

Foto: API

Aucas consiguió una importante victoria en Guayaquil ante Barcelona en la final de ida, que se jugó en el estadio Monumental. Édison Vega le dio el tanto de la victoria a los orientales, que buscaranser campeones en su estadio el 13 de noviembre de 2022.


El partido se inició en medio de una nube amarilla, a causa de la pirotecnia que prepararon los hinchas locales. Fue un arranque vertiginoso, con un Aucas que buscó presionar a los rivales y con Barcelona tratando de salir con velocidad desde su cancha.

Asentados en a cancha, los primeros 10 minutos fueron de Barcelona. Las combinaciones en media cancha, con Damián Díaz como conductor, sirvieron para que se acerquen al arco de Hernán Galíndez. Un remate de Michael Carcelén fue el primer aviso.

La respuesta de Aucas llegó a los 13′, tras un centro cruzado que terminó con un remate de Carlos Cuero. Javier Burrai se obligó a mandar la pelota al tiro de esquina. Dos minutos después el vertical salvó a los orientales, tras un cabezazo de Jhon Jairo Cifuente.

A los 19′ llegó la jugada más clara de Aucas. Francisco Fydriszewski quedó frente a Burrai, tras una serie de rebotes, sin embargo, su remate salió desviado y se perdió por encima del horizontal; por un momento, se silenció el Monumental. Con el transcurso del partido, la visita controló a Barcelona, que no tuvo más acciones de peligro.

Para la segunda mitad, nuevamente Barcelona trató de sorprender, pero se chocó contra la pared que planteó Aucas. Cifuente trató con un remate de media distancia, que se perdió por encima del horizontal.

Con 60′ transcurridos, Aucas se mostraba tranquilo, logró controlar a su rival. Barcelona, por su parte, lucía desesperado y con pocas ideas claras. El ingreso de Caín Fara, en lugar de Pedro Perlaza, sirvió para fortalecer la defensa visitante.

A los 64 cayó el balde de agua helada para Barcelona. Édison Vega anotó, tras una serie de rebotes en el área de Barcelona. El mediocampista pichó la pelota y tras una rápida revisión, el VAR validó la acción.

Pese a tener el marcador a favor, el entrenador César Farías no hizo retroceder a su equipo. Todo lo contrario, le dio paso a Juan Manuel Tévez y Roberto Ordóñez, para mantener ocupada a la zaga de Barcelona, que no podía salir con la pelota dominada.

A falta de 15 minutos para el final del juego, Aucas se quedó con un jugador menos. El zaguero Richard Mina salió expulsado por doble amonestación, tras una falta sobre Adonis Preciado. Luis Romero ingresó en lugar de Jhonny Quiñónez, para recomponer la defensa.

Parecía que Barcelona podía aprovechar la ventaja en cancha, pero a los 84′, tras una revisión del VAR, el juez Aragón expulsó a Luca Sosa, por una agresión a un rival.

El Comercio

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*